CULTURE, Society | , ,

futura, la tipografía de la revolución contra el nazismo



futura2

Hay pequeños detalles que pueden marcar una gran revolución. ¿Te has preguntado alguna vez cómo la tipografía puede convertirse en motor de cambio e imagen del progresismo? Un ejemplo clarísimo está en su uso en la publicidad a mediados del siglo XX. La Guerra Civil, la Guerra Fría o la Guerra Mundial invirtieron cantidades económicas para convencer al pueblo de que su bando y su ideología era la correcta, y lo hacían a través de la infame propaganda.

Vamos a centrarnos en una de ellas: la Segunda Guerra Mundial. Y lo primero que nos viene a la cabeza cuando pensamos en ella es el nazionalsocialismo, encabezado por Adolf Hitler que legítimamente y legalmente fue votado en Alemania y lo aprovechó para intentar conquistar todo el mundo con su ideología fascista. Hitler dio un gran uso a la publicidad para mantener al pueblo unido y fuerte ante una Francia, Inglaterra y Estados Unidos que evitaban a toda costa que sus políticas (si se les puede llamar así) progresara. Su propaganda estaba llena de detalles, y ha suscitado miles de estudios por optimización de recursos. Todo estaba pensado, entre ello la tipografía. Una tipografía recargada, de lectura un tanto difícil, que se convirtió en la imagen de una Alemania que quería dar imagen robusta, de fortaleza, de estar preparada ante cualquier amenaza exterior. Hasta que otra le hizo la competencia.

hitler

Se llamaba Futura y fue creada por un alemán llamado Paul Renner en 1920. Es más conocida actualmente por ser la tipografía del logo Supreme y formar parte de las ilustraciones de Barbara Kruger. Pero tiene una larga historia detrás: se empezó a popularizar durante el dominio nazi y claramente, esto no gustó a los líderes por beber de la estética de la Bauhaus, y representar un minimalismo y sobriedad totalmente contraria al barroquismo nazi. Pasó a representar lo moderno, la esperanza de futuro, el cambio. Y es bien sabido que para los nazis el cambio no existía: Alemania empezaba y terminaba con ellos. La Futura se convirtió en una amenaza, de modo que actuaron para eliminarla. Así pues, exiliaron al creador de la tipografía y también a la misma, ya que cada vez era más usada en Alemania y estaba haciendo caer en el olvido la fuente establecida por el gobierno.

Lo que no esperaba Hitler es que al tratar de eliminar la Futura solo la dotaría de más importancia para acabar siendo vista como la imagen del cambio. Futura se extendió a nivel mundial y empezó a ser usada para todo. Su forma redondeada y sencilla consiguió hacerse hueco en escritos, objetos, informes. Hasta nada más y nada menos que en la nave espacial Apollo 11 y de muchos anuncios a nivel internacional. Así que Paul Renner sin saberlo, había acertado plenamente con el nombre de su creación, ya que Futura se convirtió en la imagen del Futuro, literalmente. El nazismo pereció, y la Futura aquí sigue. Os dejamos con un video producido por Vox en el que se repasa la increíble historia de esta tipografía que todos tenemos disponibles en nuestros dispositivos, para que caigamos en la importancia del diseño en nuestro día a día y sus historias detrás.

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Share on TumblrEmail this to someone
  • newsletter & social

  • advertisement

También te puede interesar.

24052017>MG_6976
Martes, junio 20th, 2017

#lamonoPLEASURES: Barna Brew, cerveza belga y espíritu catalán

- CULTURE -
Captura de pantalla 2017-06-19 a la(s) 15.54.58
Lunes, junio 19th, 2017

el inescrutable mundo de la doble exposición en photoshop

- CULTURE -
popsicles
Jueves, junio 15th, 2017

#lamonoPLEASURES: polos de agua contaminada contra la polución en Taiwán

- ART CULTURE -