CULTURE, Society | , , ,



trump2

El mundo está cambiando. Nuestra sociedad está desarrollándose (o involucionando, depende de como se mire) en un contexto de clima de terror. Las guerras, la crisis, el hambre, la corrupción, la falta de trabajo, las oleadas de inmigrantes han sido el detonante para que nuestra nuestra generación sienta miedo al futuro, y que, paralizados, se cierren en banda a hacer algo, corregirlo y sobretodo a ayudar. El descontento generalizado y la falta de información (o ganas de buscarla) ha provocado el auge de ideologías ultraderechistas con discursos abusivos, absurdos y retrógrados. El legado que nos dejaron las generaciones anteriores a nosotros son las libertades que estamos disfrutando hoy en día y por las que lucharon con sangre, sudor y lágrimas, ¿no es absolutamente indignante tener que echar tierra sobre todo esto y volver atrás a la oscuridad?

Es por eso que en la mayor potencia del mundo ha ganado, aunque nadie lo creíamos posible, el multimillonario Donald Trump. Un hombre que destinará millones en servicio militar sacando presupuesto de aspectos tan básicos como la sanidad y la educación. Un hombre que desprecia a los afroamericanos, a los inmigrantes que pagan impuestos y trabajan por sacar adelante el que ahora también es su país, a las mujeres a las que según él hay que agarrar por el coño y todo aquel que no se adapte al ideal de sueño americano conservador y republicano. Un hombre que va a crear un muro para que los mexicanos no puedan entrar en los Estados Unidos. Un hombre que beneficiará aún más a los ricos y empobrecerá a los más pobres. Un hombre sin sentimientos, sin empatía y sin valores.

¿Y nosotros qué podemos hacer? Muchas, muchas cosas. La revolución acaba de empezar para los americanos y por extensión, para esta generación, que no se va a callar ante nada.  Por eso, desde España la marca Costalamel ha creado una campaña fresca, aunque decir esto es bastante irónico teniendo en cuenta lo que piden: la idea es recoger 500 pares de calcetines usados y una vez conseguidos, enviarlos directamente a la Casa Blanca para que Trump abra el regalito, como una poética metáfora de lo que es su discurso político: apestoso. La iniciativa se llama It’s a Trump y tú también puedes participar. Ponte un par de calcetines, márcate un sprint bien caluroso y después de sudarlos a gusto, mételos en un sobre y ponlos rumbo a la marca. Los 300 primeros que lo hagan recibirán unos nuevos de la colección cápsula creada para la causa con el lema Don’t Grow Up It’s a Trump que también consta de una camiseta unisex. Que se prepare Washington DC: que la que se le viene encima va a ser buena. Más info sobre la campaña y dirección de envío, aquí.

trump

trump1

Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Share on TumblrEmail this to someone
  • advertisement

También te puede interesar.

Captura de pantalla 2017-07-21 a la(s) 13.38.56
Lunes, julio 31st, 2017

de la idea a la materialización: ¿cuál es el papel del director de arte?

- CULTURE Society -
Desert City_Jacobo GarciaGerman_Imagen Subliminal_Pati Nunez Agency_02
Viernes, julio 28th, 2017

#RidingTheWorld: madrid y su nuevo jardín de cactus

- CULTURE -
pursuit
Viernes, julio 28th, 2017

vimeando: pursuit de Mike Olbinski, cazando tormentas

- CULTURE Society -